Hard&Tech: Lenovo Vibe K5 — un nuevo líder en la gama media


Lenovo, uno de los mayores fabricantes de PC del mundo, busca poco a poco convertirse en un referente en telefonía móvil. No es casualidad que la marca china haya adquirido a Motorola en 2014. Fue el primer paso para materializar sus intenciones. La realidad es que los smartphone Lenovo existen desde 2012, pero recién hace menos de un mes, la marca lanzó el primero de ellos en el país: el Vibe K5 en su versión "plus". Se trata de un smartphone de prestaciones atípicas que reúne cualidades que le dan personalidad y lo vuelven atractivo para quienes utilizan equipos de gama media, especialmente por su relación rendimiento-precio.

La movida de Lenovo Argentina es inteligente: Lanza directamente el Lenovo Vibe K5 Plus, un smartphone que en sus especificaciones está muy por encima del Moto G4 Play y que ofrece un rendimiento que le hace frente al Moto G4 Plus, móvil con el que comparte Chipset, CPU y GPU y que sigue siendo mejor por algunos detalles, pero también más caro.

Primera Vista


Lenovo Argentina envío a nuestras oficinas una edición bellísima del equipo con una presentación súper elegante, de diseño moderno, que consiste en un set de cajas de estilo "mamushka" que recubren a la caja estandar que todos conocemos. Al desarmar la mamushka, llegamos al empaque del celular en sí, en el que encontramos el Lenovo Vibe K5, un cargador con cabeza desmontable y su respectivo cable USB, un film protector mate y la batería (¡sí, a este se le puede remover!). Se echa de menos la inclusión de un par de auriculares. 


 Ahora entremos en lo más técnico. El Vibe K5 posee pantalla Full HD de 5" con 440 ppi, procesador octa-core Qualcomm Snapdragon 616, batería de 2750 mAh (que podemos remover y reemplazar) y memoria interna de 16 GB (con slot de SD hasta de 32 GB). La cámara trasera es de 13MP y la frontal de 5MP. De todas formas, lo más destacado del equipo es la tecnología Dolby Atmos y su doble altavoz, que asegura calidad de audio sublime.


Más en detalle
Comencemos con la cámara. La trasera de 13MP posee enfoque automático y flash LED. Los chiches más novedosos se los reserva para su cámara frontal, que será un encanto para los fanáticos de las selfies. Se incluye la función V-selfie, que toma fotografías automáticamente cuando el usuario hace una V con los dedos (el conocido gesto de "amor y paz"). La cámara frontal trae también un Modo Beauty, que ayuda a corregir la estética de nuestro rostro y la iluminación general de la imagen. 


El Vibe K5 se alimenta con una batería desmontable de 2750 mAh. La marca promete una autonomía de un día entero y nos da la posibilidad de cambiarla fácilmente por una de repuesto totalmente cargada, algo que muchas marcas, incluyendo a Motorola, ya no nos dejan hacer.

Se trata de un smartphone sumamente liviano que cuenta con un diseño elegante con revestimiento de aluminio y un acabado ergonómico. El puerto USB y el minijack para los auriculares están colocados en la parte superior del equipo. Decisión cómoda para la práctica, claramente, ya que ningún cable llega desde abajo a taparnos la pantalla.

Al comenzar a usarlo llegamos a una de las decepciones del teléfono: llega de fábrica con Android 5.1 Lollipop y no con Marshmallow. Lenovo promete una actualización a esta última versión, pero no se habla de Android 7.0. A esta altura, esta característica alejará a algunos usuarios.

La interfaz del equipo nos remonta a la época de las versiones más viejas de Android, cuando primaban más los botones táctiles y no tanto los gestos, un toque retro que combina con el Vibe UI, el launcher de este sistema que viene habilitado por defecto. Se puede pasar al Google Now Launcher en cualquier momento, claro, que personalmente prefiero. Algunos de estos cambios que nos remontan a la época de Android 2.3 no tienen mucho sentido, le dan personalidad al aparato, pero puede que nos sean molestos al principio. Hay que acostumbrarse, más si venís de Marshmallow, como me sucedió a mí.


Rendimiento
  • La batería: A pesar de ser más chica en mAh que la del Moto G4 Plus, nos dio mejores resultados en autonomía. El Vibe K5 es un teléfono claramente enfocado a un público joven asiduo a redes sociales. Se lo sometió a un uso intensivo de Facebook, Whataspp, Instagram, Twitter y llamadas 4G. La duración llegó a cubrir con tranquilidad una jornada de 8 horas, algo más que respetable. Con uso normal, llega al día entero como promete la compañía. 
  • Procesador: La respuesta del Vibe K5 es fluida e inmediata. Acá es donde destaca su hardware. Incluso teniendo varias apps en segundo plano, el desempeño es óptimo. Es de notar que es uno de los smartphone que menos calienta que he probado en esta gama. No es un móvil diseñado para gaming, claro está. Arroja framerate un tanto sincopado en juegos 3D como Dead Trigger. 
  • Sonido: La calidad de sonido, tanto en llamadas como al escuchar música y mirar videos, va mucho más allá de lo que se espera de un equipo de esta gama y hasta superior a muchos de gama alta. Complementar este equipo con unos buenos auriculares lo convierte en un chiche ideal para los audiófilos. 

Palabras finales Estamos ante un smartphone que marca un nuevo estándar en lo que respecta a precio-calidad. Está en el mismo rango de precios que el Moto G4 Play, pero es superior; cuesta alrededor de $1500 pesos menos que el Moto G4 Plus y ofrece el mismo hardware. Sin dudas, que no cuente con Android 6 todavía es uno de sus puntos más débiles, sobre todo porque ni siquiera recibirá Android 7.0. Pero en rendimiento y autonomía sorprende. El mejor equipo que uno puede adquirir en este rango de precios. Sugerido en Argentina: $3900

Lo bueno:
Es un aparato muy liviano y cómodo. El parlante y la tecnología Dolby Atmos. Buena duración de la batería que además es removible. Calienta menos que otros equipos al jugar. Buen rendimiento general en uso constante.

Lo malo:
Llega con Android Lollipop y la actualización a Marshmallow todavía no está disponible. El empaque no incluye auriculares. La cámara está muy por debajo del resto de sus prestaciones.

Valoración Final:
Excelente


Comparte en Google+
ESCRITO POR Florencia Orsetti

Editor in Chief y fundadora de SHD. Aficionada por el horror tanto en videojuegos como en cine y literatura, tiene varios años de experiencia en redacción periodística. Seguidora y promotora de videojuegos independientes.

0 Gritos :

Publicar un comentario en la entrada