En nuestro canal de YouTube

Análisis: Outlast (PC - 2013)

Calificación:

Desarrolladora: Red Barrels
Distribuidora: Red Barrels
Lanzamiento: 4 de Septiembre de 2013
Plataforma: PC (próximamente en PS4)

Análisis basado en una copia digital del juego para Steam, facilitada por el equipo de Red Barrels. 

Esperadísimo por muchos, Outlast es el primogénito de Red Barrels, un estudio Indie que, aunque pequeño, tiene dentro de sus filas a gente que ya ha trabajo profesionalmente en la industria en juegos como Prince Of Persia, Assassin’s Creed, Uncharted y Splinter Cell. Poniéndonos en la piel de Miles Upshur, el juego nos propone explorar el Mount Massive Asylum ¿Saldremos vivos de allí?



Cinéma vérité

Ni la noche lluviosa ni los supuestos sucesos paranormales detienen a Miles a la hora de decidir internarse en un oscuro manicomio del que puede no salir jamás. Con cámara en mano y sin ningún tipo de arma, los jugadores deberemos descubrir los oscuros misterios que guardan los fríos muros del sanatorio. ¿Qué nos espera? El más puro terror.

Bien al estilo de REC o The Blair Witch Project, seremos testigos de distintos sucesos terroríficos a través de la lente de nuestra propia cámara, que a su vez nos servirá de linterna. Claro que ya desde los primeros minutos nos daremos cuenta que será necesario mantenerla encendida casi todo el tiempo, pero no podremos ser descuidados y abusar de ello, ya que las baterías no son eternas, de hecho, probablemente tengas que reemplazarlas bastante seguido. Pero como buen periodista que quiere registrar todo suceso, filmaremos casi todo lo que veamos y si lo visto es relevante a la trama, nuestro protagonista tomará nota del asunto para que la leamos en la interfaz de documentos. La incorporación de la cámara es algo menor, pero contribuye a crear inmersión y realismo. 


Atrápame si puedes

¿Qué más propone Outlast a nivel gameplay? En síntesis, el único propósito de este título es asustar, y como tal, no presenta dificultad ni complejidad alguna en cuanto a jugabilidad. Bebiendo claramente de la fórmula que nació con Slender, nos la pasaremos todo el rato huyendo de un enemigo y sufriendo todo tipo de presiones y angustias. Y como es de esperarse, no tendremos armas, deberemos aprovechar los suministros del ambiente para evadir a estos enemigos. Así nos esconderemos debajo de camas, dentro de armarios o detrás de muebles. Por otro lado, los puzzles son prácticamente nulos, se limitan a activar palancas y recoger llaves que no están muy lejos de las puertas que abren. Sin embargo, no considero a esto algo negativo ¿O acaso este tipo de juegos necesitan rompecabezas?

Por otro lado, debo mencionar que si bien algunos de sus elementos y situaciones logran trasmitir miedo y tensión como pocos juegos; en ocasiones Outlast también falla, y todo es culpa de su enfoque jugable. En pocas palabras: repetición y monotonía. Los primeros momentos del juego serán intensos y terroríficos, no sabrás que esperar. Pero no harán falta jugar más de dos horas para que te encuentres inmerso en un espiral de repetición y situaciones ya predecibles, incluso aburridas para los jugadores que no se asustan con facilidad. Nuestro primer encuentro ante un enemigo será arrollador y lleno de adrenalina: sin armas, a merced de sus sucias garras, no nos quedará más que evadirlo en la completa oscuridad, hasta dar con un lugar para escondernos. Y claro, no podemos vivir dentro del escondite, debemos salir, y al hacerlo, volveremos a toparnos con él, ya que estará siempre expectante, siempre al asecho. Es fácil sentirse nervioso. Sin embargo, durante las 4 - 5 horas de partida (si, es un juego corto), esa misma situación se repite hasta el hartazgo al menos unas cinco veces. Para colmo, los enemigos no exhiben una IA muy inteligente. ¿El resultado? Un videojuego que posee una capacidad de atemorizar sin igual en un inicio, que va decayendo a medida que jugamos y que termina por ofrecer una recta final que corta con todo tipo de ambientación oscura, y que se siente sumamente apresurada y mal acabada en términos argumentales.

Aún así, dejando de lado lo negativo, hay dos situaciones en particular que me han parecido grandiosas y que quisiera que trasciendan, que aparezcan en un videojuego de la talla de lo que parece ser The Evil Within y que no mueran en este simple scary game. 






Locos de atar

En lo que refiere a historia, simplemente cumple. En términos generales podemos decir que presenta un trasfondo muy interesante pero que no se ejecuta en pos a contar algo. Más bien, lo narrado es simplemente una justificación para que el personaje esté allí y que quien lo maneje sienta miedo. Acá no hay personajes bien desarrollados ni una trama intrigante que nos dé ganas de progresar. Por el contrario, lo que logra que no nos despeguemos del juego es su atmósfera y lo dinámico que es su ritmo. De hecho, hasta se puede decir que la historia es totalmente opcional, ya que se cuenta a través de notas escritas por el propio protagonista y de otros documentos que aparecen desparramados por allí. También se puede evidenciar el poco enfoque narrativo del juego en la carencia de interacción con otros personajes ¡Prácticamente no hay diálogos! Es por eso que probablemente este no sea el videojuego ideal para quienes prefieren un terror más reflexivo y "story-driven".


Unreal Engine como nunca lo viste 

Tecnológicamente, Outlast es superior a todo videojuego indie que ande dando vueltas. Se nota muchísimo que quienes lo desarrollan son personas con experiencia. Presenta una optimizacion envidiable, que debería ser usada de ejemplo para todo aquel que quiera desarrollar en Unreal Engine (que por cierto, este es el primer videojuego que corre en una nueva versión de dicho motor).

En cuanto a gráficos, es sobresaliente con todas las letras. Quizás los modelados de personajes podrían ser un poquito más ambiciosos, pero el resto: impecable. Quiero dar especial mención al excelente tratamiento de los efectos atmosféricos: el viento, el agua, el fuego y hasta incluso el polvo, todos tienen animaciones y físicas muy creíbles. Las texturas son totalmente HD y tienen muy buena definición, aunque no son muy variadas. Finalmente, destaco mucho el uso de la iluminación y los efectos de sombras. Outlast no tendría la atmósfera que tiene si no fuese por ellos.

El apartado sonoro cumple con creces en lo que respecta a efectos ambientales, es el tipo de videojuego que querrás jugar con sonido 5.1 y altavoces a todo lo que dan. Sin embargo, la banda sonora, aunque correcta, no presenta temas musicales muy memorables. 


Palabras finalesOutlast llega en el momento justo para el público justo. Es el juego perfecto para satisfacer las hambrientas tripas del nuevo estilo de fanático de terror que surgió con el auge del scary game y junto a los jugadores gritones de Youtube. Si eres de aquellos que juegan videojuegos de este tipo solamente para morir de miedo, disfrutarás mucho de Outlast. En ese sentido, y dentro de su sub-género, el título cumple. Pero por otro lado, creo que es un videojuego que no puedo recomendar a los más veteranos en el género, ya que ofrece un tipo de terror bastante visto, que abusa del jump-scare (que si bien, en este caso son efectivos, son también algo muy odiado por muchos fanáticos del terror por ser predecibles). Probablemente si te criaste a la vieja usanza y sigues las enseñanzas de videojuegos como Silent Hill 2, que son algo más que una excusa para sentir miedo, quizás debas pasar de él. En Outlast no hay personajes memorables, ni una buena historia y mucho menos puzzles y dificultad para sobrevivir. Pero si hay miedo. Mucho miedo.


Lo bueno:
-Apartado tecnológico sobresaliente
-Hay ciertas situaciones interesantes que deberían ser tomadas como ejemplo por las grandes compañías a la hora de desarrollar un buen videojuego de terror

Lo malo:
-Historia simple y forzada cuyo ritmo decae a medida que avanza el juego
-Por momentos puede hacerse repetitivo

Nota Final:
7.5 



No dejes de visitar nuestro índice de reviews, donde podrás tener acceso a todos los análisis que hemos escrito hasta ahora. 
Comparte en Google+
ESCRITO POR Florencia Orsetti

Editor in Chief y fundadora de SHD. Aficionada por el horror tanto en videojuegos como en cine y literatura, tiene varios años de experiencia en redacción periodística. Seguidora y promotora de videojuegos independientes.

11 Gritos :

  1. Jajaja Outlast para mi fue el un videojuego DEMASIADO frustrarte jaja, además a mi si me asusto todo el tiempo, soy muy miedosa xD. See, esa escena me frikeo totalmente, pero también me gusto como se desarrollo como por ejemplo cuando se cae la cama, eso en verdad me llego.


    Y lo mas raro fue el final, jaja me sorprendió el "cambio" que ocurre.


    Chida critica Lunita

    ResponderEliminar
  2. Wow tienes emociones incrustadas en este juego, bien ahora no me queda mas que jugarlo...

    ResponderEliminar
  3. El juego me duró 2 horas, luego se puso aburrido y tedioso, por no decir predecible. Aunque tengo que aplaudir 1 y 1000 veces la optimización que este presenta, ya que funcionó perfectamente en mi PC ya viejita (Core 2 Duo, 2GB RAM y GeForce 9500gt para que vean) con todo full, incluso en alta resolución. No es muy buen juego de horror pero es una completa proeza en optimización. Lo malo es que sufrió de varios CTDs y no tenia soporte para 32bits.

    ResponderEliminar
  4. Totalmente, es incluso mejor que muchos juegos AAA. Sin duda, hay que aplaudirlos :)
    En cuanto a la duración, si, me duró bien poquito, pero he visto gente que tardó unas 6 horas. Supongo que depende de cuán miedoso es el que juega.

    ResponderEliminar
  5. 7,8 al Outlast y un 9 al Amnesia A Machine For Pigs? Que pais generoso.

    ResponderEliminar
  6. Como puedo obtener el juego? :c

    ResponderEliminar
  7. Lucas Angel Ramos7 de mayo de 2014, 22:08

    Aunque el machine for pigs me gustó MUY poco comparado con el primero, al machine for pigs le hubiese dado bastante menos... aunque cuando el juego se pone jodido, se pone muy jodido, pero es por tramos, en el outlast lo noté mas continuo... pero que se yo, depende de cada uno.

    ResponderEliminar
  8. Lucas Angel Ramos7 de mayo de 2014, 22:09

    comprándolo.

    ResponderEliminar