En nuestro canal de YouTube

Análisis: Salt and Sanctuary — Cuando Dark Souls conoce a Castlevania

Salt and Sanctuary es un desafiante RPG de acción en 2D que llega como el homenaje de Ska Studios a la saga Souls de From Software.
Calificación:


Desarrollador:  Ska Studios
Distribuidora:  Ska Studios
Lanzamiento:  15 de marzo de 2016
Plataforma: PS4

Análisis basado en una copia digital del juego para Playstation 4 facilitada por Ska Studios

Hoy en día, si un juego es difícil y poco amigable con el usuario, automáticamente recibe el mote de "soulslike" en clara referencia a Demon´s y Dark Souls. Muchos son los ejemplos de juegos que buscan sacar provecho de su extrema dificultad (el aun no lanzado Ni-Oh, Titan Souls, The Purge, entre otros) para llenar ese vació de desafió y libertad a la hora de encarar la aventura.


El caso de Salt and Sanctuary es diferente. Es, obviamente, un claro homenaje a la obra de From Software por parte de la gente de Ska Studios. En vez de almas usaremos sal. Santuarios y refugios ocupan el lugar de las míticas hogueras o lámparas (Bloodborne) y la cantidad de equipo que llevemos encima marcará el ritmo de recuperación de nuestra energía y vitalidad. Los "homenajes" no terminan ahí  con jefes muy por encima de la media y enemigos lentos pero con una capacidad de daño increíble claros ejemplos de ello.


La cuestión de Salt and Sanctuary viene por el lado de las vueltas de rosca que logra con estos items. Por ejemplo, los santuarios sirven para mejorar nivel, gastar la sal y dinero en mejorar nuestras armas y hasta recuperar items específicos como los frascos sanadores. Mientras que los refugios solo sirven de punto de control y nada más, lo que nos lleva a tener que recorrer grandes distancias o aventurarnos a la siguiente localización para mejorarnos corriendo el riesgo de morir en el camino. El sistema de Juramentos hace que cada refugio sea distinto entre si, con ciertos mercaderes inhabilitados por no pertenecer a nuestra religión.

El sistema de combate de Salt and Sanctuary no difiere mucho del "género soulslike", pero existe un componente que dificulta su ejecución: la perspectiva 2D. No es lo mismo esquivar un ataque con la ayuda de un mundo tridimensional que con un simple atrás-adelante-salto, lo que hace que muchos combates tengan una dificultad endiablada por la razón equivocada. No se malinterprete mi opinión, el sistema cumple y es divertido con el tiempo, pero que complica innecesariamente algunos combates. Por lo tanto, cobra importancia la habilidad del usuario que tenga experiencia en roguelike o juegos de plataforma. La sal que recolectemos durante el viaje podremos perderla cada vez que peliemos, pero en el caso de los jefes, si bajamos una parte de su barra de vida hasta el punto marcado, podremos recuperar la cantidad perdida.


El mundo es abierto y está interceptado por puertas que pueden abrirse eliminando a un jefe de sector o con la habilidad correcta. Como es norma, además de enemigos también hay trampas y notas en caso de jugar online con otros jugadores. Mientras tanto, la historia tiene ciertos abusos en cuanto al uso de personajes secundarios que aparecen y desaparecen sin más, junto a que todo se cuenta mediante mensajes o charlas sin mucha conexión entre si.

El sistema de Marcas es una de las opciones más interesantes en cuanto a progresión se refiere. Además de las clásicas habilidades pasivas y activas, estas Marcas nos otorgan atributos especiales como caminar por las paredes, solidificar líquidos, entre otros que no pude probar, que dan una variedad al juego una vez nos acostumbramos a su premisa. Según el dios que elijamos al intercambiar nuestra sal se nos darán perlas especiales las cuales podremos utilizar para mejorar atributos (fuerza, velocidad, destreza, etc) como también revertir ciertas ramas en caso de que querer dirigir a nuestro personaje por otra dirección o en caso de que ese set de habilidades no fuera del todo útil para nosotros. Se trata de un sistema complejo y lleno de oportunidades que incita a rejugar este magnifico titulo.


Palabras finales Salt and Sanctuary es uno de los títulos digitales más entretenidos del primer trimestre del 2016. Aun cuando beba mucho de la obra de Form Software, utiliza inteligentemente estos elementos para darnos una experiencia con gusto a conocido, pero fresca y divertida por partes iguales. Una grata sorpresa en lo que va del año.

Lo Bueno:
- El sistema de progresión, sus Juramentos y Marcas.
- Largo, desafiante y entretenido.
- Uso inteligente de mecánicas de la saga Souls. 

Lo Malo:
- Algunos problemas de performance.
- La perspectiva 2D no ayuda en su sistema de combate.
- Historia poco profunda y repetitiva.


Nota Final:

8.5

Comparte en Google+
ESCRITO POR Lucas Herrera

Padre y gamer compulsivo, Novio-marido-esposo-etc... Pendiente de terapia entre otros asuntillos mas...

2 Gritos :

  1. Vengo jodiendo con este juego desde hace mil años! Claramente tengo que jugarlo pero con la salida de Dark Souls 3 lo voy a posponer claramente. Sobre el sistema de level up, mejoro un poco la interfaz? Recuerdo que mientras estaba en Alpha era medio caótico seguir los "skill trees" y me hacia acordar al Path of Exile.

    PD: me mató el laburo de localización en la cuarta foto: "Red Frasco" xD

    ResponderEliminar
  2. Gracias wei por pasar XD.

    No pude probar la beta en su momento, pero puedo decirte que es un poco caótico. Es un árbol ramificado en cientos de ramas.

    A mi en lo particular me jodía al principio. Cuando aprendí a sólo buscar el "orbe" que necesitaba buscar, se me hizo más fácil.

    ResponderEliminar