Análisis: Attack on Titan — Wings Of Freedom

A.O.T Wings of Freedom es una propuesta fiel al manga con algunos añadidos extra que justifican su existencia más allá de ser un producto enfocado en los fanáticos.
Calificación:


Desarrollador:  Omega Force
Distribuidora:  Tecmo Koei
Lanzamiento:  30 de agosto de 2016
Plataforma: PC, PS4, Xbox One, PS3, PS Vita


Análisis basado en una copia digital del juego para Playstation 4 facilitada por Tecmo Koei.

La serie Shingeki no Kyojin, conocida en occidente como Attack on Titan, es relativamente nueva, con un manga que comenzó en 2009 (con salida mensual) y  continúa serializándose a día de hoy con 20 volúmenes, mientras que su serie de anime tuvo una sola temporada en 2013 que fue el puntapié inicial de su creciente popularidad. Como todo mega hit, no tardó mucho en salir en otros medios, como en este caso, los videojuegos. Omega Force junto a Tecmo Koei traen A.O.T Wings of Freedom, una propuesta fiel al manga, pero con algunos añadidos extra que justifican su existencia más allá de ser un producto enfocado en los fanáticos.


El modo principal de Wings of Freedom es el clásico modo historia, en este caso llamado Attack Mode. Dicho modo está formado por algo más de 20 misiones (entre principales y secundarias) que consistirán en acabar con los titánes mediante el sistema OMD (Omni Directional Mobility Gear). El OMD aparece en el manga, cuando los protagonista utilizando cables y ganchos mediante un aparato que hace uso de gas presurizado para moverse a velocidades vertiginosas por el escenario. La idea de esto es poder atacar rápidamente el unico punto debil de los titanes: su nuca.

El sistema de combate, que otorga principal importancia al OMD, tambien presenta combos y ataques variados para doblegar al titán en cuestión. Entre mayores misiones realicemos, más experiencia acumulamos y nuestros stats se verán mejorados, como tambien se incluirán nuevo combos. Pero el combate no invita a repartir espadazos a diestra y siniestra, sino a pensar cada movimiento en detalle, dado que nuestras hojas y el gas son limitados. Tendremos puntos de control donde podremos recargar nuestros suministros, llamado Unidades de Logística. Llevaremos algún recambio siempre encima, pero las distintas clases de Titán harán que se agoten demasiado rápido.


Repartido por los escenarios (están los clásicos del manga, siendo la ciudad y el bosque los principales) encontramos unidades de apoyo para formar equipos de hasta cinco personajes. Estas unidades suelen estar divididas según el nivel de adiestramiento de los mismos, por lo cual deberemos tener en cuenta qué órdenes dar (podemos hacerlo desde la cruceta) o si pasamos de dicha unidad a la espera de una mejor preparada.

Podremos utilizar a prácticamente todos los personajes del manga, cada uno con un punto fuerte con respecto al otro. En el caso de Eren (el protagonista de la historia) su poder de transformarse en Titán hace que el juego dé una vuelta de 180 grados, dejando así de lado el combate táctico para pasar a ser un machacabotones simplón y tosco, uno de los puntos flojos del juego. Mikasa, por ejemplo, comparte con Levi la capacidad de realizar varios golpes en un solo combo, lo que la hace ideal para la limpieza de escenarios antes de un jefe final.



Por último, el Modo Expedición consiste en un multijugador, de hasta 4 jugadores online haciendo misiones por distintos mapas. Usaremos a los personajes desbloqueados en Attack Mode y los elegiremos al empezar cada fase. 

El apartado técnico opaca el trabajo hecho por Omega Force, especialmente el aspecto gráfico con caídas de frames y ralentizaciones, mientras surcamos la ciudad, junto a una profunda sensación de monotonía y repetición una vez llegamos a la mitad del juego. El sistema de combate junto a la preparación que requiere cada nivel ayudan a darle variedad, pero una vez nos acostumbramos, repetiremos la misma mecánica hasta el final. Una lástima que no hubiera más variedad de misiones o formas de afrontar los combates.


Palabras finales A.O.T Wings of Freedom consigue lo que pocos juegos basados en mangas logran, resaltar sobre la media y ofrecer un producto completo, tanto para el fanático como para el aficionado a los juegos de acción. Combate estratégico y veloz, sensación de velocidad (cuando no presenta ralentizaciones) al surcar los escenarios y una sensación de triunfo al limpiar toda una zona, con jefe incluido. Si le dejamos pasar sus defectos personificados en su performance y el desarrollo de los combates pasada la mitad del juego, es un gran trabajo por parte de Omega Force

Lo Bueno: 
- Sistema de combate táctico y veloz
- Fiel al manga.
- Modo multijugador interesante, pero no sobresaliente 

Lo Malo: 
- Caídas de frames y ralentizaciones
- Pasada la mitad del juego, pierde muchos puntos la falta de variedad y misiones
- Aspecto gráfico poco cuidado y tosco

Nota Final:

7

Comparte en Google+
ESCRITO POR Lucas Herrera

Padre y gamer compulsivo, Novio-marido-esposo-etc... Pendiente de terapia entre otros asuntillos mas...

0 Gritos :

Publicar un comentario en la entrada